Iglesiaactualidad

La Anunciación y la Jornada por la Vida

El próximo jueves, 25 de marzo, la liturgía nos invita a contemplar la Anunciación del Señor, como todos sabemos, manos del Arcángel Gabriel a la Virgen María. Esta fiesta ya se celebraba en Oriente alrededor del siglo V aunque bajo el título similar de la concepción de Jesús, y pasço a Occidente sobre el siglo VII. Como podemos deducir coincide con los nueve meses de gestación del Señor en el vientre de su Madre (25 de marzo, Anunciación - 25 de diciembre, Navidad). Es una fiesta conjunta de Cristo y María. Desde entoncés Jesús, que es Dios, ha compartido nuestra condición humana, excepto en el pecado: lloró a la muerte de Larzaro, tuvo sed, hambre...

 

En el mismo concepto de la concepción, la Conferencia Episcopal Española, ha establecido en este día la Jornada por la Vida, que este año lleva por lema "Es mi vida!... Está en tus manos", y tiene como principal objetivo "seguir dando voz a los que van a nacer para defender su derecho a la vida y ofrecer a las mujeres gestantes que se encuentran en dificultades apoyo real".

 

La vida es el bien más preciado que se nos ha podido dar y es vergonzoso como se le puede quitar a una criatura indefensa en el vientre materno. Desde mi punto de vista, aborto = matar. A partir de la fecundación del espermatozoide en el óvulo, hay vida. Su corazón ya está latiendo y empieza ahí una serie de desarrollos que concluirán en la ancianadez: embrión, bebe, niño, jóven, adulto, anciano. Patiendo de aquí se llega a la conclusión de que con el aborto están matando a una persona.

 

Vuelvo a decir, es vergonzoso como se ha podido aprobar una Ley que permita abortar a una joven de 16 años que está inconsciente y no ve la gravedad de sus actos. El principal problema de este tema es la educación sexual que se enseñan en los institutos de secundaria a los jóvenes: si te apetece "hacer el amor" hazlo, no olvides se usar el preservativo, y si al final algo sale mal recuerda que tienes la píldora del día después o abortar. El aborto, como la eutanasia, son temas que se deberían de tratar ya desde la adolescencia desde un ponto de vista ético y moral, donde no se destroce ninguna vida.

 

Finalmente, para no extenderme más, pido oración por todos los bebes que han perdido la vida por voluntad de su madre en el vientre de ella; por tantas mujeres que han abortado, para que encuentren en los cristianos un continuo apoyo; y finalmente para que la Ley del Aborto sea abolida. Así sea.

 

Un saludo.

 

Iglesiaactualidad

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: